• Morelia, Michoacán. Martes 27 de Octubre de 2020



Cómo fue que el penacho de Moctezuma llegó a Austria

Sin conocerse a ciencia cierta, muchas son las historias que rodean la llegada de este objeto histór


Redacción / esteesMi-choacan.com | Morelia, Michoacán:

Con la nueva misión que el jefe del ejecutivo, Andrés Manuel López Obrador, le encomendó a su esposa Beatriz Gutiérrez Müller de “insistir en el penacho de Moctezuma” durante su gira por Austria, surgieron muchas preguntas respecto a este objeto histórico y arqueológico, entre ellas ¿cómo fue que llegó a ese país?

Actualmente, el penacho de Moctezuma se encuentra en el Museo del Mundo, anteriormente conocido como Museo Etnográfico de Viena. Su llegada ahí no se sabe con certeza, sin embargo, existen muchas historias que lo conectan con el viejo continente.

Una de ellas fue dada a conocer por el Instituto de Investigaciones Históricas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). En su publicación “Primeras Visiones. Cartas, Relaciones, Memoriales e Informes” hacen mención de la “Primera carta-relación de la justicia y regimiento de la Rica Villa de la Vera Cruz a la reina doña Juana y al emperador Carlos V, su hijo, 10 de julio de 1519”, donde se incluye una lista y descripciones de objetos enviados como regalos al rey de España, entre los cuales se incluían oro, joyas, piedras, plumajes, ropa de algodón y “dos libros de los que acá tienen los indios”.

Se pensaba que en este navío había viajado el penacho de Moctezuma, pero no se sabe a ciencia cierta si esta versión es real.

Otra interpretación sobre el encuentro de Moctezuma y Hernán Cortés (Foto: Wiki Commons)

Otra interpretación sobre el encuentro de Moctezuma y Hernán Cortés (Foto: Wiki Commons)

Otra versión conocida cuenta que Moctezuma le regaló el penacho al conquistador Hernán Cortés debido a las relaciones cordiales con las que tenían en ese momento. Tiempo después, Cortés se lo habría enviado al rey Carlos I, quien era miembro de la familia Habsburgo, de origen austriaco, lo cual podría ser considerado un factor para que se quedara en ese país.

La historia documentada del penacho de Moctezuma data de 1569, pues estaba registrado como un “sombrero morisco” en el inventario del Castillo de Ambras, colección propiedad de Fernando II de Tirol, sobrino de Carlos V.

En dicha colección se mantuvo hasta 1703. Después de ese año, se le perdió la pista. Fue hasta 1806 cuando se volvieron a tener registros, ya que comenzó a ser expuesto en el Palacio del Belvedere Bajo, en Austria.

Representación pictórica de Moctezuma (Imagen: WikiCommons)

Representación pictórica de Moctezuma (Imagen: WikiCommons)

Después de más de 70 años, en 1878, el penacho de Moctezuma, que en realidad es un quetzalapanecáyotl, fue hallado en el Palacio de Ambras por Ferdinand Von Hochstetter, director del recién creado Museo Natural de Viena. Debido a su descuido y notable deterioro, inmediatamente se sometió a una restauración, y con ello se convirtió en propiedad estatal administrada por el museo.

Hasta este momento, no se destacaba la relación que este objeto tenía con México. Fue hasta 1908, en el marco del Congreso Internacional de Americanistas, cuando se le denominó “corona de plumas”, versión falsa, pues de acuerdo a varios códices, los gobernantes no utilizaban coronas ni penachos, sino una diadema de oro conocida como Xihuitzolli. Los únicos personajes que usaban penachos en aquel tiempo eran los sacedortes.

El también llamado penacho del México Antiguo, debido a la duda de si fue portado por el emperador Moctezuma, ha estado fuera del país por más de 500 años, y no ha salido de Austria desde 1947, luego de ser expuesto en Zúrich, Suiza, en la muestra “Obras Maestras de Austria”.

La primera dama Beatriz Gutierrez Müller tiene la misión de insitir por la vuelta del penacho de Moctezuma a México (Foto: Fb Beatriz Gutiérrez Müller)

La primera dama Beatriz Gutierrez Müller tiene la misión de insitir por la vuelta del penacho de Moctezuma a México (Foto: Fb Beatriz Gutiérrez Müller)

Solicitudes de vuelta

Las solicitudes mexicanas por la vuelta del penacho comenzaron, oficial y diplomáticamente, en 1991, encabezadas por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Asimismo, en 2011, la Secretaría de Relaciones Exteriores y el INAH intentaron pactar un intercambio por tres años, en el cual incluían la carroza de oro del emperador Maximiliano de Habsburgo. Sin embargo, la respuesta fue negativa debido a su deterioro.

En 2017, el gobierno federal lanzó un comunicado donde indicaba el por qué no podía volver el penacho de Moctezuma:

“Después de una restauración a fondo realizada por expertos del INAH entre 2010 y 2012, en el marco de un proyecto de cooperación entre México y Austria, especialistas de ambos países coincidieron en que su frágil estado no permite que sea trasladado hasta existir una tecnología que pueda impedir cualquier vibración”.

Ahora, en 2020, AMLO lo intentará de nuevo. Pero, según sus palabras, es una “misión casi imposible, dado que se lo han apropiado por completo, al extremo de que ni a Maximiliano de Habsburgo se lo prestaron cuando nos invadieron e impusieron al llamado Segundo Imperio Mexicano”, indicó en su cuenta de Twitter.

Fuente: infobae


Etiquetas

996

Visitas